Alimentación saludable para los niños con consejos sencillos


Alimentación saludable para los niños con consejos sencillos
Califica este Tip

Alimentación saludable para los niños Los cuidados con la alimentación saludable deben comenzar en los primeros años de vida. Estimular a un niño desde temprano a tener buenos hábitos alimentarios puede influir de forma bastante positiva en su crecimiento y en la formación de un joven y un adulto con más salud y una calidad de vida mejor. Hoy en día muchos de los problemas de salud, como la hipertensión, colesterol alto, diabetes, sobrepeso, comunes a las personas mayores se están manifestando en la población más joven, y cada vez más temprano especialmente en las niños.

Todo esto es fruto de una alimentación inadecuada y del sedentarismo. Combatir estos problemas es un deber que involucra a toda la familia. En el caso de los niños menores de 2 años

Los de 06 meses de vida dar solamente el lecho materno, sin ofrecer agua, tés o cualquier otro alimento. La leche materna es el mejor alimento para el bebé, tiene todo lo que necesita para crecer fuerte y con salud.

Al completar los 6 meses, se debe introducir de forma lenta y gradual otros alimentos, como cereales, carnes, frutas y verduras tres veces al día pero manteniendo la leche materna hasta los dos años de edad o más.

Esta alimentación complementaria debe ofrecerse de acuerdo con los horarios de comida de la familia, a intervalos regulares y para respetar el apetito del niño.

Debe ser ofrecida inicialmente en cosechar con una consistencia más pastosa, en forma de papas o purés y gradualmente ir aumentando la consistencia hasta llegar a la alimentación normal de la familia.

En esta fase es muy importante para beber agua para beber en los intervalos. Es indicado también ofrecer al niño diferentes alimentos al día.


Al final una alimentación variada y colorida que contiene frutas, verduras y verduras pueden estimular bastante a los niños.

Incluso para aquel niño convaleciente ofrezca sus alimentos habituales y los preferidos y respete su aceptación.

Evite el consumo de azúcar, café, enlatados, frituras, refrescos, balas, balas, salchichas y otras golosinas, principalmente en los primeros años de vida.

Consejos para la alimentación sana para los niños mayores de 2 años

Frutas, verduras y verduras. Estos alimentos son fuentes de vitaminas y minerales que van a ayudar en la prevención de varias enfermedades mejorando la resistencia del organismo.

Consuma frijoles por lo menos 1 vez al día y por lo menos 04 veces por semana. Los frijoles, los vegetales de hoja verde, los huevos y las carnes (hígado de buey), son importantes fuentes de hierro.

Este mineral es mejor absorbido por el organismo cuando estos alimentos se consumen con otros alimentos ricos en vitamina C como la naranja, piña y acerola.

Reduzca el consumo de alimentos grasos, como carnes con grasa aparente, salchicha, mortadela y otros embutidos, frituras y saladitos.

Evite los condimentos listos y los alimentos enlatados, los embutidos, ya que contienen mucha sal.

Reducir el consumo de dulces, pasteles, galletas y otros alimentos ricos en azúcar y también evitar beber bebidas.

La mejor bebida es el agua. Para que el niño disfrute de su comida debe comer despacio y masticar bien los alimentos.

Otra sugerencia importante es no saltar comidas. Haga al menos 3 comidas y dos aperitivos diarios. Busque hacer de ese momento un encuentro de familia.

Busque estimular a niño para ser más activo y evitar quedarse muchas horas viendo TV, jugando a los videojuegos o jugando en el ordenador.

De esta forma es más fácil mantener el peso dentro de los límites sanos para la edad del niño.

Una alimentación sana también es importante para proteger los dientes caries. Los alimentos no cariogénicos como leche y queso reducen la acidez de la boca y fortalecen los dientes debido a la presencia de calcio.

Los alimentos más duros como la manzana, el coco y la zanahoria ayudan a limpiar los dientes durante la masticación.

Las castañas, nueces, avellanas, cacahuetes, frutas, verduras y verduras se consideran alimentos protectores. Opciones alimenticias. También busque a un profesional del área de la salud, un nutrólogo o una nutricionista para una evaluación.

Esta es también una medida muy importante. Siguiendo estos consejos, seguramente tendremos niños más sanos y adultos con menos problemas de salud.